Logo

Ventajas de los préstamos rápidos en España

 

Los préstamos rápidos se han convertido en una de las mejores soluciones para las personas que quieren pedir prestado una pequeña cantidad de dinero. Puedes utilizar este dinero para hacer frente a tus emergencias financieras.

Es por esto que no puedes pasar por alto los beneficios de estos préstamos rápidos online. También son ideales para personas con un historial de crédito pobre.

El proceso de solicitud que se sigue es sencillo. En España puedes encontrar diferentes entes que proporcionan este tipo de préstamos, puedes hacer la solicitud en línea y rápidamente tendrás el dinero abonado a tu cuenta bancaria.

4 Ventajas de los préstamos rápidos

No necesitas muchos requisitos

A continuación, te describo los beneficios comprobados de los préstamos rápidos, para cuando requieres un dinerillo extra para atender una emergencia.

1- No necesitas muchos requisitos

Puedes acceder fácilmente a los préstamos rápidos. Sin embargo, es necesario cumplir algunos requisitos para estos préstamos. Si puedes demostrar que tienes una fuente de ingresos verificable, estable y consistente, tienes garantizado el acceso al dinero.

Son diferentes de los préstamos convencionales que pueden requerir algún tipo de aval. Nuevamente, como prestatario debes alcanzar una edad mínima exigida por el prestamista (nunca inferior a 18 años) para obtener dinero.

Las personas que se enfrentan a errores financieros pasados y un historial de crédito pobre, no están limitadas para obtener ayuda financiera.

Por otro lado, aquí en Ibercredito te lo ponemos fácil, sólo necesitas:

  • Ser mayor de 21 años
  • Contar con una cuenta bancaria a tu nombre
  • Tener un teléfono móvil y dirección de correo activos
  • Y una residencia en España (DNI o NIE)

2- Es muy cómodo

Todas las interacciones y procesos involucrados en la solicitud de estos préstamos se llevan a cabo en línea. Esto significa que no tienes que desplazarte para obtener tu dinero en efectivo.

El formulario de solicitud lo puedes enviar directamente desde la oficina o desde la comodidad de tu hogar.

Los prestatarios deben tener varias reuniones con los prestamistas cuando piden dinero prestado a prestamistas convencionales como los bancos. Con los créditos rápidos, tú puedes obtener tu dinero en efectivo. Puedes decidir utilizar este dinero para reparar tu vehículo, pagar tus deudas, imprevistos…

El papeleo que se requiere para estas operaciones también es mínimo.

La mayoría de los préstamos convencionales son emitidos para propósitos específicos. Por ejemplo, una hipoteca sólo puede usarse para comprar una propiedad o una vivienda.

3- Protección del historial crediticio del prestatario

Calificación crediticia

Tienen un corto período de reembolso que a veces se considera como un defecto. El no hacer los pagos a tiempo puede empeorar tu historial crediticio. Esto también puede atraer recargos y sanciones.

Tener control sobre tus hábitos de gasto es la mejor manera de proteger tu historial crediticio. Las personas que gastan más dinero del que pueden pagar han terminado empeorando su historial crediticio.

4- Celeridad

Tu préstamo a corto plazo será aprobado instantáneamente después de proporcionar la información necesaria. El proceso es sencillo y muy rápido. No se requiere que como prestatario llenes un formulario muy largo.

El prestamista en sólo unas horas, enviará el dinero a tu cuenta. También darán una respuesta instantánea en el caso de que tu solicitud sea rechazada.

Dado que las emergencias pueden ocurrir en cualquier momento, lo mejor es prepararse con la mayor anticipación posible.

De esta manera, si experimentas dificultades financieras, tales como la pérdida de tu trabajo, cuentas médicas, reparaciones inesperadas del automóvil, etc., y tienes el dinero ahorrado para cubrir lo que necesitas, genial, pero si no lo tienes, puedes pedir prestado el dinero a través de un producto de préstamo convencional, tarjeta de crédito o un préstamo rápido.

 

 

Esta página web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, ajustándolos a tus preferencias mediante el análisis de tus hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.